Refutación de la originalidad

Cada día el ser humano amanece, ve el sol y lleva a cabo la rutina que le corresponde, para luego acostarse con la tácita duda del despertar de mañana (nadie asegura la futura apertura de sus ojos).
Misteriosamente esta sucesión de hechos se repite a lo largo de toda la vida, designando a cada uno el papel de peón en un juego interminable.
A menudo, hombres elevados en la sugestividad de su pensar, se preguntan si la clave para coronarnos en nuestra realidad de peón yace en la búsqueda del camino nuevo. En principio suena irreverente, pues es obvio que la singularidad de la trayectoria personal permite trascender.

¿Pero quien asegura la originalidad en su máxima expresión?
¿Es acaso posible parir algo inexistente, único?
Depende (como todo) de cómo y quien lo mire. Cada creación, hecho, o política posee en su esencia una base, que, para quienes buscan opacar a los “creadores de novedades”, es un arma contundente, que apaga sin piedad el asombro producido por la sensación de sentirse padre de algo distinto.
Las reglas se hacen para cumplirse, pero se disfrutan al romperse: No hay nada como la euforia de la transgresión (adaptarse al modelo estructural social no deslumbra a nadie). El dilema es que cada regla ya fue destruida por alguien, y los restos de esa regla rota, a su vez, fueron reducidos a cenizas por un quiensabe posterior, dejando así a la originalidad como un ángel que una vez habitó el mundo y hoy no está.

Estamos ante un colapso, ya nadie puede crear. Resignémonos. Celebremos el arte del plagio, y brindemos por los cobardes iniciadores que buscaron raíces, hallaron hojas secas, y, finalmente, se supieron conformar.

Comentarios

  1. El plagio es algo inevitable.. si puedo dar mi humilde opinión, creo que se trata de la simple (pero a veces dificil de comprender) VUELTA DE ROSCA... yo creo que el arte no tiene dueño... nosotros somos una simple herramienta de la divinidad para canalizar lo que nos llega... es una dificil tarea, claro, comprender lo que "ellos" nos piden, y llevarlo a cabo, pero al fin, no es nuestro... volviendo a lo que estaba, el plagio es sano... si bien hay que saber hacerlo, y saber a quien hacerselo.. paul hizo Yesterday por algo... Salut facu! realmente quisiera escucharte algun dia, y quisiera brindar con usted.. espero me conceda mi deseo!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Si te gustó... comentalo.
Si no te gustó... comentalo también.

Entradas populares de este blog

Superestructuras (humanas)

_____________Dice aquel que sabe

Un tipo, un bar